¿Cómo enseñar a leer?, todos los pasos a seguir y más

La lectura es un proceso que se inicia desde el hogar, mucho antes del ingreso a la escuela. Así que todo padre, debe ser un agente facilitador del proceso lector del niño y la niña. Pero ¿Cómo enseñar a leer? es una interrogante que se trata de responder en este artículo. Te invitamos a leerlo para que te conviertas en educador de tu hijo.

¿Cómo enseñar a leer?

¿Cómo enseñar a leer a un niño?

Enseñar a leer no es una tarea fácil, pero todos los padres deben considerar la importancia de convertirse en promotores de este proceso en los niños desde muy temprana edad.

Lo ideal para el aprendizaje de la lectura es que los niños cuenten con adecuadas experiencias que le estimulen a aprender. En otras palabras, ¿Cómo enseñar a leer a nuestros hijos?. Una respuesta a esta interrogante es brindarles, variadas oportunidades para aprender haciendo.

Ahora bien, leer entonces se define como un proceso activo, inteligente, de resolución de problemas por parte de quien aprende, es decir, del niño. Pero, también es importante indicar que leer es un acto sociocultural que está presente en el individuo a lo largo de toda su existencia.

¿Cómo enseñar a leer?

La enseñanza de la lectura se inicia desde los primeros años en la vida de los niños, cuando en su diario acontecer entran en contacto con imágenes, palabras, sonidos y toda una gama de hechos, acciones y juegos  asociados al código escrito.

Tales aspectos, son vivencias naturales a los cuales se enfrentan los niños en el contexto familiar. Por ello, es responsabilidad de los padres favorecer  y acompañar en los niños su proceso lector, sin dejar de reconocer que cada niño o niña es único e individual. Es decir, que posee formas particulares para apropiarse de la lectura.

En tal sentido, es propicio indicar que los niños y niñas desde sus primeros años de vida tienen una enorme capacidad para aprender a leer. Aspectos que deberían aprovechar los padres para alentar su interés por leer. En el siguiente video se muestra cómo enseñar a leer a un niño.

Atendiendo a lo planteado, para ayudar a los progenitores en  su tarea como educador del proceso de aprendizaje de la lectura en sus hijos, ofrecemos algunos pasos indispensables que podían responder la interrogante: ¿Cómo enseñanza a leer?, los cuales se describen a continuación.

Pasos Necesarios para enseñar a leer a un niño

Existen una serie de métodos que pueden ponerse en práctica para que tu hijo o hija aprenda a leer de manera fácil, amena y divertida. Para saber ¿Cómo enseñar a leer?, primero debes entender que los niños son capaces de hacer, todo aquello que le genera placer. Te sugerimos leer juegos para fiestas infantiles

Tal afirmación pone de manifiesto que los padres para convertirse en verdaderos facilitadores para el proceso de aprendizaje de la lectura en sus hijos, deben establecer con ellos una relación recíproca de atención, complicidad, dedicación y sobretodo afectividad.

Por otra parte, han de reconocer que los niños en sus primeros años están en un proceso de aprehensión del código escrito que debemos aprovechar al máximo.

¿Cómo enseñar a leer?

Así, no dudes en aplicar estos consejos que a continuación se describen. Tal vez, pueden convertirte en un excelente facilitador de experiencias significativa, para que el niño y la niña se interesen por el maravilloso y fascinante mundo de la lectura.

Lee mucho para tu hijo

Una de las formas para desarrollar el proceso lector en los niños consiste en leerles a diario. Porque en la medida que éstos observan a sus padres leer, pues se interesan por hacer lo mismo.

En la medida, que lees para tu hijo, él se interesa y despierta su curiosidad por ese proceso, además intenta imitar tus acciones, lo que incide lógicamente que poco a poco vaya apropiándose del código escrito.

La idea es que diariamente encuentres un espacio, lugar y momento para leerles historias, cuentos u otros textos. Es recomendable, realizar esta actividad desde que el niños es un bebé, incluso hay investigaciones que refieren que leerle a los niños es importante desde sus primeros días de vida.

Otro aspecto, en el proceso de la lectura diaria, es que los textos que compartas con los niños deben ser vistosos y de muchas imágenes llamativas, porque esto estimula mayormente la atracción por la lectura.

Has preguntas sobre lo que le estás leyendo

Una forma que puede responder la pregunta de ¿Cómo enseñar a leer?, se refiere a que cuando lees a tu niño o niña, independiente de la edad, le hagas preguntas frecuentes sobre de ¿qué trata la lectura?.

Porque es importante saber que la lectura no es un acto aislado de la comprensión, ya que ambos procesos van de la mano. Así que en la medida que compartas una lectura, hazle preguntas como: ¿qué te gustó de la lectura?, ¿qué pasó?,  ¿por qué sucedió?, estas y otras que se te ocurran son válidas para llamar su atención y que ellos entiendan que leer es comprender.

Enseña con el ejemplo

Dicen que los niños son el reflejo de lo que observan en el contexto familiar. Por tanto, si tu hijo observa que siempre lees, te emocionas e interesas por lo que estás leyendo. Pues, éste querrá disfrutar el mismo placer que sienten sus padres al leer, por tanto experimentará el placer de este habito.

Las letras no sólo están en los libros

El contexto o lugar donde se desenvuelven los niños pueden ser un verdadero espacio para el aprendizaje. Esto significa, que más allá del texto, el mundo está repleto de elementos escritos.

En este sentido, se pueden aprovechar todos aquellos objetos, espacios, carteles y un sinfín de otros elementos que poseen textos.

Por ello, cuando vayas de paseo o simplemente salgas con tu hijo, incluso, cuando lo llevas al pediatra, trata de ir observando y a su vez nombrando las frases, palabras y/o letras que se vayan encontrando en su recorrido.

Se puede conversar con el niño e ir comparando las letras que contienen las palabras que se vean con la de los nombres de sus familiares, amigos o hermanos.

Ejemplo, ahí dice manzana, tiene la letra m, ¿quién en tu familia tiene un nombre que inicia con m?. También, observa y dime ¿dónde hay otra letra m?

Estas experiencias son realmente significativas para el niño.

Enseñar familia de palabras

Enseña a los niños “familias de palabras”, ¿cómo?, agrupando palabras, crees que es difícil pero es una actividad que les gusta a los niños, por ejemplo, escoge alguno de sus objetos: zapato, por mencionar uno y posteriormente mencionan: zapatero, zapatito, zapatería.

Pero en la medida que se vayan realizando estas actividades, también es importante que se vayan explicando que significa cada una palabra, pero que todas se relacionan con zapato. Esta acción les proporciona un aprendizaje no solo de la lectura, sino también de su comprensión.

Usa materiales divertidos

Para enseñar a leer a los niños, es preciso que se utilicen herramientas, materiales y medios que generen en ellos su motivación por leer. A los infantes, les fascina cantar, también cuando recitamos una poesía y eso de la rima, les gusta.

Pon en práctica una canción de las que a ellos les gusta y a medida que van cantándola, puedes ir introduciendo el conocimiento de algunas letras, pero, no dudes en leerle, por ejemplo la palabra completa. Ellos, irán descubriendo las letras que le compones.

Utiliza juegos de letras

Una de las actividades que se pueden utilizar para enseñar a leer a los niños, es resolviendo pasatiempos o juegos de letras. Para los niños pequeñitos, unir las palabras con una figura o dibujo despierta en ellos interés por leer.

¿Cómo enseñar a leer con pasatiempos?

Fácil construye con revistas y otro tipo de material el juego de pasatiempo o de letras, luego invita al niño a que una las palabras con las imágenes.

Si se equivoca, no hay problema, corrígelo con amor, porque recuerda que la base de toda enseñanza es la afectividad.

Enseña los sonidos de las letras: fonemas

Jugando con sonidos podemos enseñarles a los niños cómo es el fonema de cada letra, es decir, cómo se pronuncia. Esta actividad puede hacerse jugando a pronunciar las letras.

Unir los sonidos

No existe una solo forma para aprender a leer. Pero, si tu niño ha aprendido las letras y las reconoce el alfabeto, ha llegado el momento de unir las mismas para formar palabras.

Puedes, hacer actividades de unir las letras para formar palabras, a través de la lectura de cuentos, aquellos, que a ellos más les interesen, incluso hay cuentos que los niños se los aprenden de memoria.

Así, que selecciona o bríndale la oportunidad al niño de escoger uno y en la medida que lo vas leyendo, marca con el dedo alguna de las palabras del cuento y pregunta: ¿Qué dice aquí?.

Te puedes sorprender, porque muchas veces cuando tu hogar es un espacio estimulante del proceso lector del niño, puede ser que la respuesta a la interrogante anterior sea la lectura correcta de la palabra que estas señalando.

Si lo intentó y se equivocó, tranquilo, no debes desesperarte, ayúdale y recuerda nunca criticarle, en vez de ello, apóyalo. Además, estimúlale indicándole poco a poco al decirle frases como “ya estas aprendiendo, te felicito”

Memorizar palabras

Continuemos con la respuesta a la pregunta ¿Cómo enseñar a leer?,  una forma que algunos padres les ha dado resultado, es dejar que los niños memoricen algunas palabras, porque las mismas pueden servirles de base para ir aprendiendo otros sonidos.

Finalmente, es propio sugerir que la enseñanza de la lectura en los niños tiene dos vertientes: una el desarrollo de la conciencia fonológica (capacidad para asociar los sonidos de cada letra) y la comprensión que es entender lo que se lee. Auguramos que te convertirás en todo un profesional, serás capaz de desarrollar en tu hijo, el aprender a leer leyendo.

Deja un comentario