¿Tienes 31 Semanas de Embarazo? Esto te Interesa

Si estás embarazada y tienes 31 semanas de embarazo, significa que la cuenta regresiva final a comenzado. En este artículo te explicaremos que es lo que debes saber y esperar. Responderemos a la pregunta de: ¿cuáles son los últimos cambios que tu cuerpo sufrirá? Así, como algunos consejos sobre que debes hacer. De manera que quédate con nosotros, y aprende un poco sobre el maravilloso milagro que ocurre en tu vientre y se prepara para conocer el mundo.

¿Qué Ocurre en la Semana 31 de Embarazo?

Ya te encuentras en la recta final, en el momento donde la ansiedad y el estrés por tener a esta nueva bendición en tus brazos comienza crecer cada día. Ya el niño que esta en tu interior debe pesar aproximadamente un kilo y medio y tener unos 40 centímetros de largo (aunque durante las próximas semanas su peso se duplicará). Sentirás que tu barriga esta más grande y dura de que nunca, a punto de explotar.

A partir de este momento, comenzarás a sentir las contracciones preparatorias. Esto significa, que sentirás por momentos que el vientre se tensa unos cuantos segundos y luego se relaja. En principio, estas contracciones no deberían ser dolorosas.

Te recomendamos leer también: Embarazo a Temprana Edad y sus Consecuencias.

Aunque si consideras que el malestar es poco común o mucho más fuerte de lo esperado, puedes consultar con tu médico al respecto o dirigirte a un centro de atención médico donde te realizarán una ecografía para corroborar que todo está en orden.

Es normal que tengas episodios de insomnio, pero luego de la semana 31 de embarazo puede ocurrir que se intensifique un poco. Bien sea por el estrés o porque no consigues una posición cómoda (debido a la creciente barriga) que te permita conciliar el sueño. Por otro lado, habrá un aumento en la incontinencia urinaria (la capacidad para retener la orina por un espacio de tiempo) que también dificultará tus ganas de ir a dormir.

Debido a la retención de líquido, es normal que se hinchen las extremidades del cuerpo: tus manos, los dedos y los pies. Por ende, es aconsejable no utilizar joyería como anillos o relojes que puedan limitar el flujo circulatorio de la sangre.

Tus senos seguirán creciendo y se pondrán aun más sensibles, además; comenzarán a producir leche materna. Puede ocurrir que se produzca el calostro (la primera vez que sale leche del pezón de la madre).

31 SEMANAS DE EMBARAZO

Características del Niño

En cuanto al niño, en estos momentos su piel se torna de un color mucho más rojizo y rosado. Debido a la capa de grasa que ya posee en la piel. Esto hace que ya no sea posible visualizar sus capilares en la superficie.

Sus pulmones se terminan de madurar, para estar funcionales al momento de nacer aunque aun no sería capaz de respirar por si solo. Sus ojos y oídos se agudizan un poco y comienzan a funcionar. Aunque sus ojos aun son muy primitivos y a penas captan la luz.

Es por este motivo, que se considera que a partir de este momento, el bebé es capaz de escuchar y familiarizarse con la voz de la madre. Además, es en este punto donde muchos expertos invitan a los padres a hablarle al bebé o a ponerle música de forma periódica.

Otro tema que puede ser de interés es: Derecho a Tener una Familia.

31 SEMANAS DE EMBARAZO

Consejos

Para ayudarte a lidiar con el estrés y la presión que puedes estar sintiendo, intenta participar en algún curso de preparación al parto. Que consiste en reuniones donde puedes compartir tus inquietudes, alegrías y malestares con otras mujeres embarazadas. Además, las personas encargadas de dictar estos cursos suelen saber todo tipo de consejos para la mayoría de las dudas que puedas tener. No solo sirve como un grupo de apoyo, sino que también te permite entrenarte física y psicológicamente para el momento en que vayas a dar a luz.

Algunas mujeres utilizan la hipnosis como una estrategia para tranquilizar sus cuerpos y mentes por medio de una “anestesia psíquica”. De esta forma, logran disminuir las sensaciones de dolor y favorecen a que el parto transcurra con mayor rapidez al acelerar los tiempos de dilatación. Una técnica más esparcida y practicada que la hipnosis es el yoga. La cual busca poner a la mente en calma y liberarla de cualquier dolor terrenal.

El éxito de las técnicas antes mencionadas son los distintos ejercicios de relajación que van dirigidos a estimular la pelvis, la columna vertebral y a controlar la respiración. Aunque si deseas que estas técnicas surtan mayor efecto, te recomendamos que las comiences a practicar en los inicios de tu embarazo.

31 SEMANAS DE EMBARAZO

En otro orden de ideas, recuerda visitar a tu médico o ginecólogo de forma periódica para llevar un control sobre el adecuado desarrollo del niño y detectar cualquier posible complicación lo antes posible.

Realiza un “baby shower”. Haz una celebración con tus familiares y amigos más cercanos en conmemoración de la nueva vida que esta por llegar al mundo. Esto te ayudará a distraer la mente y a recibir apoyo de tus familiares y amigos.

Dudas Adicionales sobre las 31 Semanas de Embarazo

Existen algunas preguntas extra que pueden surgir durante este período de las 31 semanas de embarazo, a continuación mencionaremos algunas de las más frecuentes.

¿El bebé siente algo mientras esta en el útero desarrollándose?

Los expertos concuerdan con que a partir de la semana 31 de embarazo, el niño comienza a tener algunos de sus sentidos mucho más desarrollados. Lo cual le permite comenzar a conocer el mundo que le rodea. Por ahora, solo puede utilizar sus oídos para escuchar todo lo que tiene a su al rededor.

31 SEMANAS DE EMBARAZO

¿Para qué sirve el cordón umbilical?

Se puede entender como pequeña manguera que conecta el cuerpo del niño (a través del ombligo) con el cuerpo de la madre. Además, es por medio de esta manguera que el niño recibe todos los nutrientes y oxigeno de la madre.

A muchas madres les preocupa que el cordón umbilical se enrolle en el niño al momento de dar a luz, pero es una situación que ocurre pocas veces y en caso de darse esa situación, los médicos están preparados para resolver dicha eventualidad. Así que no debes preocuparte más de lo debido.

Si te ha gustado este artículo sobre las 31 semanas de embarazo, te puede interesar también leer sobre: Derecho a la Alimentación del Niño.

Deja un comentario