Apendicitis en el embarazo, los riesgos que enfrentar

Hay mujeres embarazadas que presentan muchas patologías durante el embarazo, siempre hay que estar alertas de cómo se presentan los síntomas de esta patología para no confundirlos con dolores de parto o otras molestias que sufren las embarazadas, es por ello que debes estar informada sobre todos los aspectos relevantes; en caso de que  estés sufriendo de una apendicitis en el embarazo.

apendicitis en el embarazo

¿Qué es la apendicitis?

La apéndice es un saco  en forma de dedo que se encuentra ubicada en la parte inferior del colon a nivel derecho del abdomen;  cuando se inflama produce un fuerte dolor que se refleja en la parte baja de este órgano, pero a la vez se irradia a varias partes adyacentes. Algunas personas pueden manifestar este dolor en el ombligo y otras les molesta incluso hasta la pierna derecha, a la altura de la ingle.

El apéndice cumple la función de ser un purificador, por lo que cuando se  acumulan muchas semillas se obstruye y se inflama; momento en el cual comienza a molestar, ocasionándole dolor al paciente; en realidad ningún alimento pueda que tenga la culpa de que esto suceda,  pero la combinación de muchos si;  como es el caso de algunas semillas de frutas o vegetales. Esta inflamación la puede padecer cualquier persona, desde adultos, niños y una hasta mujer embarazada.

Apendicitis en el embarazo

El apéndice como se mencionó anteriormente, al inflamarse ocasiona la patología denominada apendicitis y sus complicaciones en una mujer embarazada son más riesgosas, que en el caso las de una persona normal, en vista de que sus síntomas se pueden confundir con las molestias que normalmente siente una persona en estado de gestación, por lo que podría no prestársele la debida atención, cuando es importante hacerlo, para evitar poner en riesgo la vida de la madre o del bebé que se esta desarrollando dentro de su vientre. Quizá te interese aprende todo sobre los   bebés de 17 meses 

En ocasiones el apéndice se explota y los residuos se esparcen en el abdomen, dando lugar a que se presente una peritonitis; en cuyo caso es necesario  intervenir de emergencia al paciente; para evitar que se contamine, ya que estaría enfrentando una infección bacteriana, lo que no es recomendable durante su embarazo, ni bajo ninguna otra circunstancia.

Este tipo de complicación patológica deber ser atendida con urgencia, durante sus primeras fases, para preservar la vida del paciente y por ello es de suma importancia que la mujer embarazada conozca el riesgo que puede ocasionarle, el sufrir de una apendicitis y acuda al médico especialista de inmediato.

En ocasiones las complicaciones causadas por el apendicitis en el embarazo,  pueden llegar a ocasionar un aborto o que el bebé nazca de forma prematura; se ha presentado incluso casos, donde la situación se complica y lleva a la muerte irremediable tanto de la madre como su hijo gestante; lo que representa un acontecimiento lamentable, pero prevenible, cuando se actúa a tiempo para evitar la ruptura de la apéndice.

Apendicitis en el embarazo

Síntomas de apendicitis en el embarazo

Los síntomas de la apendicitis de una mujer embarazada son los mismos que los experimentados por cualquier otra persona en general,  pero la mujer en gestación, suele confundir estos trastornos físicos con los malestares normales de su periodo de gravidez.

Durante el embarazo es normal tener molestias en el abdomen o dolor abdominal constantemente, debido a los movimientos que realiza él bebe o debido a la distensión de las paredes abdominales, pero se debe estar alerta e identificar que tan constante es el dolor y con qué intensidad para poder distinguir si se trata de un apendicitis o es una falsa alarma. Quizás quieras aprender más sobre bebé flujo durante el embarazo. 

apendicitis en el embarazo

Te invitamos a conocer a continuación, algunos de los síntomas que puedes padecer si tu apéndices está inflamada:

  • Fuerte dolor abdominal bajo la costilla derecha, esto puede deberse a que los órganos se desplazado a causa de su estado de gestación.
  • Fiebre y malestar general.
  • Náuseas y vómitos causados por el mismo dolor.
  • Falta del apetito.
  • Dolor intenso en el abdomen a nivel del ombligo específicamente.
  • Dolor de la pierna derecha de forma constante e intensa.

Si usted siente algunos de estos síntomas acuda de inmediato a su médico tratante o un centro hospitalario más cercano, para evitar futuras complicaciones, así podrá descarta una posible apendicitis y se asegurará de que todo marcha bien con su embarazo.

Tratamiento

Es de suma importancia  acudir al medico tratante ante cualquier señal de alarma relativa a su condición física, ya que el único tratamiento para esta patología es una intervención de emergencia; con la finalidad de resguardar la vida tanto del bebé como de la madre. Para tener seguridad de que no se trata de una apendicitis, lo primero sería realizar un eco abdominal para verificar la inflamación del apéndice y para observa el estado en que se encuentra el feto.

Apendicitis en el embarazo

La cirugía que se practica en este caso sería por laparoscopia o mediante la apertura  del abdomen del paciente; lo que dependerá de la condición de riesgo que este experimentando tanto la madre como su bebé.

La cirugía es el tratamiento más recomendado para la apendicitis en mujeres embarazadas, hasta la actualidad no se ha encontrado algún tratamiento que evite la cirugía. Ya que la apéndice se inflama por experimentar un sobrecrecimiento de bacterias, que puede ocasionar que se perfore, contaminando todas las áreas adyacentes, dentro del organismo de la paciente, llegando incluso hasta su bebé.

Cuando las mujeres están embarazadas pueden presentar una cantidad de patologías desde una apendicitis aguda hasta una litiasis renal, siempre es recomendable estar en constante chequeo médico, para evitar complicaciones que puedan afectar al bebé.

Recomendaciones para mujer embarazada con apendicitis

La apendicitis puede presentarse en cualquier trimestre durante el embarazo, no se tiene una fecha exacta; por ello los médicos recomiendan mantenerse en control prenatal cada mes para así verificar en qué estado se encuentra él bebe y la madre.

Mediante una ecografía se puede observar cómo se encuentran los órganos de la madre, en qué posición están y si no hay algún problema; recordemos que una vez que el feto empieza a crecer los órganos de la madre se acomodan de manera que el feto esté cómodo dentro de su vientre.

Con estos ecos se puede verificar también, si la madre tiene el apéndice inflamado, aunque aun la paciente no presente dolor; en cuyo caso se puede actuar con más calma y planificar una cirugía para la extracción del apéndice oportunamente.

Es recomendable mantener la calma si se presentan dolores de apendicitis, cabe destacar que las mujeres embarazadas son muy sensibles y se alteran, hay que mantenerlas calmadas para evitar que incremente su  presión arterial  y el caso pueda complicarse más de lo que se cree.

Las madres en estos momentos se estresan y entran en pánico; siendo recomendable que el padre del niño y los familiares más allegados estén presentes, para darle apoyo emocional y así evitarle otras alteraciones o complicaciones, tanto físicas como psicológicas.

Apendicitis en el embarazo

Siempre es  de suma importancia estar informado y leer más sobre los signos y síntomas que puede padecer una mujer embarazada con apendicitis, para así no se confunda con otra clase de dolores que serían normales en mujeres  que van a tener un bebé.

Deja un comentario